Precursores
Written by Pedro Hector Rodriguez
PDF Print E-mail


Era una voz solemne clamando en el desierto
Era trompeta viva dando un sonido cierto

Era el canto del ave que anuncia la mañana
Era la voz de Dios en una lengua humana

Era un heraldo real allanando el sendero,
por donde pasaría el gran Rey venidero

No estaba en el palacio con ropa delicada
Las peñas y los riscos formaban su morada
y era tosco el vestido que su cuerpo abrigaba

Era Juan el Bautista, de Cristo el precursor
porque ya se acercaba el reino del Señor

Decía: “Arrepentíos” El reino se ha acercado
-el reino de los cielos; viene el Rey esperado

Y aunque humilde y sin cetro, Jesús a él llegó;
al Rey del Universo, Juan identificó

Y obediente a su Rey, allí lo bautizó,     
y en forma de paloma, al Espíritu vio

Hoy nos toca a nosotros, como a Juan, anunciar
que está  el reino de Dios a punto de llegar

También con voz solemne, hoy debemos clamar,
y cual trompetas vivas, sonido cierto dar

Hoy nos toca cual ave, anunciar la mañana
Somos la voz de Dios en las lenguas humanas

Somos heraldos reales allanando el sendero,
para que llegue Cristo, nuestro Rey venidero

No debemos buscar  cuidado mundanal
Debe ser nuestra vida muy sencilla y frugal

Juan el Bautsita fue heraldo precursor
del reino de la gracia que traía el Señor

De su reino de gloria, hoy somos precursores
De la eterna mañana ya se ven los albores

Vino humilde y sin cetro para su vida dar
Viene ahora en su gloria, viene ahora a reinar

Con amor procuremos rescatar pecadores
Del gran Rey de la gloria somos los precursores

 



 

Creative Commons License Este poema es parte de la colección titulada "No desmayes, peregrino", por Pedro Hector Rodriguez, licenciada bajo Creative Commons Atribución-No Comercial-Sin Derivadas 3.0 Estados Unidos License. Basada en una obra localizada en PastorPedroRodriguez.com. Permisos más allá del alcance de esta licencia podrían estar disponibles en http://PastorPedroRodriguez.com/index.php/permissions.