Nuestro breve paso
Written by Pedro Héctor Rodríguez
PDF Print E-mail

Nuestro breve paso

Pedro Héctor Rodríguez


Ese Sol que sale, tímido y discreto,

sube lentamente y llega al cenit,

prodigando luz con rayos de fuego


Luego, lentamente, va hacia el horizonte

Sus rayos de fuego van perdiendo fuerza,

hasta que discreto, tímido, se esconde


El andar humano al del Sol resembla

Nace y crece el hombre, llega a su cenit;

luego, descendiendo, a su ocaso llega


Pero mientras viaja de Oriente a Occidente,

va el Sol dando vida, energía y luz

al planeta Tierra que de él depende


Y también nosotros, los seres humanos,

debemos obrar para el bien del mundo,

que sea fructífero nuestro breve paso


Y si vida en Cristo tener profesamos;

mostremos su luz, vivamos su amor,

que bendiga a muchos nuestro breve paso


Pues Cristo nos puso por sal de laTierra,

la que da sabor, trayedo consuelo;

que, aunque moribunda, viva la conserva


Pues Cristo nos puso por luz a este mundo

luz para alumbrar en la obscuridad

de este abismo triste, oscuro y profundo


Cualquier día puede llegar nuestro ocaso

Vivamos sirviendo, como sirve el Sol

Sea bendición nuestro breve paso

 

 

 

Mi libro "No desmayes, peregrino" contiene 208 poemas agrupados en 40 declaraciones de fe.

Puede ser adquirido en www.amazon.com

Creative Commons License Este poema es parte de la colección titulada "No desmayes, peregrino",por Pedro Hector Rodriguez, licenciada bajo

Creative Commons Atribución-No Comercial-Sin Derivadas 3.0 Estados Unidos License.Basada en una obra localizada en PastorPedroRodriguez.com.

Permisos más allá del alcance de esta licencia podrían estar disponibles enhttp://PastorPedroRodriguez.com/index.php/permissions.